Canciones Opera Magna

LETRA OPERA MAGNA

EDGAR ALLAN POE

Opera Magna

Si pudiera recordar
tantas noches que velé,
volvería para huir del desierto.
Si pudiese recordar
cuántas veces lo soñé,
dormiría entre los brazos del mal.

Una vida que olvidar,
mil reproches por hacer.
El alcohol me devolvía la calma.
Una muerta que esperar
me sedujo sin querer.

El infierno se ocupó de mi alma.
Si pudiera recordar
las huellas de aquellos que escuché,
volvería a renacer envuelvo en un llanto.
Volveré en cada tempestad.
Una luz se fundió con mi alma
y busqué la manera de escapar.

Viviré, oculto en el renglón
que desvele la sangre que hiela tu piel,
quiebre los sueños que te hacen vivir.
Tiemblan las manos,
se encienden los versos
y nunca se aleja de ti.

Si quisiera imaginar una vida sin final,
andaría entre figuras de acero.
Si volviera a contemplar
una sombra al despertar,
soñaría con fundirme en el tiempo.

Si pudiera recordar
las huellas de aquellos que escuché,
volvería a renacer
envuelto en un llanto.

Volveré en cada tempestad.
Una luz se fundió con mi alma
y busqué la manera de escapar.
Viviré ocultó en el renglón
que desvele la sangre que hiela tu piel,
quiebre los sueños que te hacen vivir.

Tiemblan las manos,
se encienden los versos
y nunca se aleja de ti...
...y nunca más.

NOM POSSUMUS
RECUSARE
QUIM ALII
A NOBIS
QUIN ALII
A NOBIS
NOBIS DESSENTIANT

La soledad hace estallar
el miedo a la verdad.
Te hace mentir, negar la realidad.
La tentación te atrapará,
con una sola voluntad:
hacer de ti un muñeco más
que juegue, se pierda en el silencio,
y robar...sus...sueños.

Un poema que acabar,
entre sueños de papel.
Hoy la muerte ha sonreído a mi espalda.
Una sombra que ocultar,
vuelve donde te encontré
al averno del que nunca saldrás.

Si pudiera recordar
las huellas de aquellos que escuché,
volvería a renacer envuelto en una llanto.

Volveré en cada tempestad.
Una luz se fundió con mi alma
y busqué la manera de escapar.
Viviré oculto en el renglón
que desvele la sangre que hiela tu piel,
quiebre los sueños que te hacen vivir.

Tiemblan las manos,
se encienden los versos
y nunca se aleja de ti...
...y nunca más.

Las Canciones Más Escuchadas Opera Magna